EL SOL: 100 Sin Actividad Solar " El Peligro De Los Rayos Cósmicos "



A partir de hoy 10 junio, el sol ha estado sin manchas solares durante 100 días en 2018. Si las tendencias actuales continúan, 2018 terminará con un mínimo de 10 años en los recuentos de manchas solares.

Este es un signo de que el Mínimo Solar se acerca, incluso más rápido de lo que los pronosticadores esperaban.

¿Qué significa esto para nosotros en la Tierra?

 Irónicamente, la baja actividad solar aumenta los rayos cósmicos .

Efectos climáticos espaciales cerca de la Tierra

Sin embargo, al mismo tiempo que actividades como las disminución de las manchas y erupciones solares, en ese periodo, se desarrolla otra: agujeros coronales de larga duración. Esto se refiere a vastas regiones en la atmósfera solar donde el campo magnético del sol se abre y permite que las corrientes de partículas solares escapen en forma del viento solar rápido.

 “Durante el mínimo solar, los agujeros coronales pueden durar mucho tiempo: 6 meses o más”. El viento solar que fluye de los mismos puede causar efectos climáticos espaciales cerca de la Tierra como tormentas geomagnéticas, auroras e interrupciones de las comunicaciones y sistemas de navegación.

Asimismo, durante el mínimo solar cambian los efectos que ejerce la atmósfera superior terrestre sobre los satélites que se encuentran en órbita baja. Normalmente, la atmosfera superior de la Tierra se encuentra calentada por radiación ultravioleta solar.
Los satélites en la órbita baja experimentan fricción mientras navegan, lo que a su vez crea el arrastre necesario para alejar la basura espacial. Durante el mínimo solar, sin embrago, ese arrastre disminuye.

Durante este fenómeno aumenta el número de rayos cósmicos galácticos que alcanzan la atmósfera superior de la Tierra. “El campo magnético del sol se debilita y proporciona menos protección de estos rayos cósmicos”, recalca el especialista. “Esto puede representar una mayor amenaza para los astronautas que viajan por el espacio”,y los vuelos aéreos comerciales al personal de vuelo y pasajeros.

¿Cómo nos afecta esto?

Los rayos cósmicos penetran los aviones de las aerolíneas comerciales, dosificando a los pasajeros y a las tripulaciones de vuelo lo suficiente para que los pilotos sean clasificados como trabajadores de radiación ocupacional ( PELIGRO DE CÁNCER ). Algunas investigaciones demuestran que los rayos cósmicos pueden sembrar nubes y desencadenar un rayo, alterando potencialmente el tiempo y el clima. Además, existen estudios  que vinculan los rayos cósmicos con arritmias cardiacas en la población general.

Todas las partes del mundo están experimentando niveles elevados de rayos cósmicos. La cantidad varía de un lugar a otro dependiendo de la protección desigual proporcionada por el campo magnético de nuestro propio planeta.